La otra cara del Resurrection Fest

El Resurrection Fest es distinto a otros festivales a los que puedes acudir por distintos motivos, el primero y el más claro lo ves al llegar, atrás quedan las carreteras de campos de secano de Albacete en el caso del Viñarock o las costeras en el los múltiples festivales veraniegos que se viven por estas fechas. La llegada a Viveiro se produce entre montañas para finalmente ver la gran ria que recorre todo el pueblo con un destino, el puerto y a su lado este festival que lleva ya 10 ediciones a sus espaldas.

contra-resurrection15-1

Según te adentras dirección al recinto las pulperías dan paso a cientos de personas que se encaminan a ver a sus grupos con camisetas que van desde Misfits, pasando por Children of Bodom y la banda que quizás tuvo mayor peso este año, Korn. Una vez atravesadas sus puertas comenzamos a ver los primeros puestos de comida, algo habitual en los festivales aunque de hace uno meses para aquí comienza ser habitual ver lo que nos recibía al entrar.

Un enorme autobús escolar típico de Estados Unidos nos da la opción de degustar comida que va desde creps hasta perritos calientes, a su lado la franquicia Peggy Sues hace acto de presencia con otro camión más pequeño al que le acompañan otros 3 más con un punto en común, cocina de calidad en ese espacio reducido que lleva tiempo de moda en EEUU y que parece esta irrumpiendo en nuestro país. Por supuesto también hay cabida para el clásico Kebap, pizzas y puestos argentinos que se situaban unos metros más adelante pasada la zona puestos de merchandising.

Además de los clásicos puestos, en los que encontrábamos una gran variedad de ropa y discos, en la zona de los escenarios encontrábamos otro puesto, éste oficial del festival y con una gran variedad de productos y sudaderas oficiales. Eso sí, hemos de decir que pudo sorprendernos que el segundo día ya no quedaban camisetas del mismo, una muestra de la gran afluencia pero que sin embargo a más de uno le haría quedarse sin su recuerdo no sabemos si por falta de previsión de la gran afluencia vivida este año.

contra-resurrection15-2

Dejando la comida y la ropa de lado los patrocinadores del festival estuvieron presentes con diversas actividades. La más destacada quizás fue en el puesto de Vans, lugar donde nos cortaban el pelo gratis, para posteriormente hacernos una foto en Instagram y participar en el sorteo de una bicicleta, además en muchos momentos se ofrecían gofres gratis, algo que requería esperar una larga cola y armarse de paciencia.

Por su parte Monster ofrecía la posibilidad de subir a una alta torre para realizarse fotos y donde diversos grupos realizaron firmas de discos, entre ellos Korn. Aquí quizá hubo otro momento en el que las previsiones fallaron ya que hubo una gran cola para la firma y tras varios minutos las cartulinas en las que el grupo firmaba se agotaron usando otro tipo de materiales por parte de al organización para las mismas y sin dar opción a los seguidores a que se les firmasen discos o camisetas, algo de extrañar en estos eventos y que suponemos que fue motivo de la larga cola producida y con el fin de que diese tiempo a que nadie se quedase sin su recuerdo. Además de este lugar, la marca de bebidas energéticas hizo acto de presencia en una zona dedicada a exhibiciones con motos que tenían lugar en torno a las 6 de la tarde.

contra-resurrection15-3El otro patrocinador con gran protagonismo sin duda fue Jagermeister, el cual contaba con un puesto con algún que otro regalo gratis como pegatinas y papel de fumar. Además en determinados momentos algunos agraciados podían participar en el Jager Quiz, enfrentándose a diferentes preguntas que les daban premios en función de sus aciertos y por supuesto un chupito de la bebida para celebrar su victoria o aliviar la pena de la derrota. Pero ahí no terminaba el presencia de la bebida en el festival, el otro gran protagonista era el carrito de Jagermeister que se desplazaba a diversas plataformas del recinto ofreciendo desde lo alto camisetas, gorras y otros regalos además de fotos polarizadas y probetas de Jager. Algo que dejó momentos a lo Walking Dead en torno a las plataformas con decenas de personas alzando los brazos a ver que pillaban que como decimos era digno de cualquier apocalipsis zombie a la par que divertido.

En nuestro caso tuvimos la oportunidad de acceder al Pandemonium, zona reservada para profesionales y también para aquellos que pagaron más por acceder a dicha zona. Sin bien es cierto que la zona ofrece alicientes como una plataforma elevada para ver los conciertos algo ladeados y una zona de descanso y baño, creemos que quizás no compense tanto gastarse la cantidad que supone acceder a ella, ya que por lo demás la comida y bebida presentan precios similares a lo visto fuera con la salvedad de poder pagar con efectivo en lugar de tokens. Aun así encontramos una gran decoración con un cementerio que mostraremos en los próximos días en nuestra galería de fotos.

contra-resurrection15-4Hemos mencionado los Tokens, moneda propia de todos los festivales y que como ocurren en muchos otros resultan caros. En el caso del Resurretion Fest cada Token equivale a 2,5 euros, por lo que una caña que viene a costar un token se nos pone en 2,50 algo que sube a 3,50 si sumamos el euro que nos cobran por el vaso el cual deberemos acarrear durante todo el festival si no queremos volver a pasar por caja. Los minis tanto de cerveza como de calimocho se encontraban a 3 tokens (7,50 euros algo caro a nuestro parecer respecto a otros festivales a los que hemos podido acudir), mientras que si nos decantábamos por un chupito de Jager o un Monster la cosa salía algo más rentable por 1 token cada bebida. Como decimos algo caro, pero viene siendo habitual en este tipo de eventos y lo que sorprendería sería todo lo contrario.

Así pues un gran festival que demuestra que sus 10 años son por algo, esperamos poder asistir a otra década de este evento que será, si no lo es ya el mejor festival de metal a nivel nacional.

Marcar como favorito enlace permanente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.