8 formas de disfrutar del fútbol fuera del campo

Después de un final de temporada atípico y un verano más futbolero de lo habitual, vuelve la Liga, vuelven las competiciones europeas, y vuelve el fútbol en definitiva. Un regreso de la competición futbolística que en esta temporada 2020-2021 tiene como aspecto más negativo la ausencia de público en los estadios, pero es fútbol al fin y al cabo. El deporte rey, que impregna a toda la sociedad y cuya presencia trasciende los límites del terreno de juego.

A despecho de las fobias de los culturetas, el fútbol también es protagonista de muchos productos culturales. Escritores y músicos, guionistas y directores… son muchos los nombres del mundo de la cultura que disfrutan del balompié y no son pocos que lo han tomado como fuente de inspiración para sus obras. En Círculo 8 hemos repasado nuestras estanterías a la caza de películas, canciones, libros… con el fútbol como protagonista, y los hemos complementado con otros planes más lúdicos. Aquí los tenéis, por si ver los partidos por la tele os sabe a poco.

Película: ‘Evasión o victoria’

El fútbol como arma propagandística en manos de los nazis, o como vía perfecta para la fuga en el caso de los prisioneros de guerra aliados. Este clásico de John Huston reúne a jugadorazos como Pelé, Ardiles o Bobby Moore con actores del carisma de Michael Caine y Sylvester Stallone, en un partido que enfrenta a guardianes y prisioneros con un resultado incierto hasta el último minuto…

Serie: ‘Campeones: Oliver y Benji’

Más conocido como Oliver y Benji o Capitán Tsubasa, este anime narra las aventuras futbolísticas de un grupo de prometedores jugadores japoneses. Oliver, Benji, Mark Lenders, Julian Ross, Philip Callahan, los Gemelos Derrick… juegan partidos interminables, llenos de épica y jugadas especiales, en los que un simple saque de banda puede ocupar todo un episodio. También hubo varias secuelas, Supercampeones, donde Oliver hacer carrera en Brasil y sus compañeros en Europa, o donde todos juntos conforman la selección japonesa que jugará el Mundial 2002 en su país.

Canción: Santa Maradona (Mano Negra)

Podríamos haber elegido We are the Champions, de Queen, banda sonora de todo título europeo que se precie, o You’ll Never Walk Alone, de Gerry and the Peacemakers, que alcanzó su fama en el estadio del Liverpool más que en la radio o las salas de conciertos. Pero Santa Maradona, de Manu Chao y compañía, tiene un encanto especial: está dedicada a uno de los más grandes de todos los tiempos, arranca con la narración de un gol e incluye los cánticos de la grada. Atención a la letra, más crítica con el deporte del balón de lo que podría parecer a primera vista.

Libro: ‘Fiebre en las gradas’ (Nick Hornby)

La frase de Bill Shankly “El fútbol no es una cuestión de vida o muerte, sino algo mucho más importante” toma especial sentido en esta especie de autobiografía del exitoso escritor inglés Nick Hornby. El autor de Alta fidelidad narra sus experiencias futbolísticas más tremebundas y explica con una mezcla de humor y autocrítica cómo el fútbol, y especialmente su adorado Arsenal, ha marcado los acontecimientos más importantes de su vida.

Videojuego: PES 6

Desde los iniciáticos Kick Off de recreativa hasta los hiperrealistas FIFA actuales, orientados al juego online, cientos de videojuegos han intentado recrear la esencia del balompié, con mayor o menor fortuna. Aquí hay mucha cuestión de gustos, claro está, pero por realismo, jugabilidad y opciones, nos quedamos con el Pro Evolution Soccer 6 de 2006, considerado el mejor de la saga futbolera de Konami.

Plan: visita a San Mamés

Son numerosos los estadios españoles que ofrecen a los aficionados tours en los que visitar las instalaciones, contemplar los trofeos logrados por el equipo local e incluso sentarte en el banquillo. Hemos elegido San Mamés por la esencia futbolera que se respira en los partidos de la Nueva Catedral, pero prácticamente todos los equipos de la Liga disponen de este plan.

Foto: Athletic Club

Un cóctel: Penalty

Sí, sí, el fútbol también ha inspirado a los barmans, más allá de sintonizar el partido del día en la tele del bar. Así, tenemos este cóctel denominado Penalty, una combinación de Chartreuse verde, whisky escocés, vermut dulce y zumo de limón. Se puede servir en copa de balón, naturalmente.

Un partido: Brasil-Italia (1970)

Si los parones entre Liga y Champions te estresan y ya has leído, visto, escuchado y hecho todo lo que te proponemos, siempre puedes tirar de partidos clásicos, de esos que han marcado la historia del fútbol. Entre todos, sobresale el considerado mejor choque de todos los tiempos: la final del Mundial de México’70, que enfrentó al Brasil de Pelé y Rivelino contra la Italia de Bertini y Mazzola. Un encuentro en el que el jogo bonito hizo historia.

Marcar como favorito enlace permanente.

Un comentario

  1. Mi alternativa:
    Pelicula: The Firm
    Canción: La del fútbol (Los Porretas)
    Partido: Holanda-URSS (1988)

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.