Un embrujo basado en el terror

ficha-labruja

El género de terror parece en muchas ocasiones muy trillado, con grandes producciones que se llenan de momentos y sustos predecibles por el espectador, donde alguien va a aparecer tras el protagonista, la música o algún sonido estridente va retumbar, y tu vas a pegar un salto en el asiento. ¿Pero y si una película de miedo no jugase a darnos sustos? ¿Y si lo que hace es provocar terror transmitiéndolo con sus imágenes? Este es el efecto que pocas películas logran, y la película que hoy nos ocupa, La Bruja, lo consigue.

Esta es su sinopsis oficialNueva Inglaterra, 1630. Ante la amenaza de ser repudiado por su iglesia, un granjero inglés decide abandonar el pueblo y establecerse en plena naturaleza con su esposa y cinco hijos, en medio de un inhóspito bosque donde habita algo maléfico y desconocido. Enseguida empiezan a pasar cosas extrañas: los animales se vuelven agresivos, la cosecha no prospera, uno de los niños desaparece mientras que otro parece estar poseído por un espíritu maléfico…

Debutar en el cine suele ser complicado, más aun contando con un reparto sin experiencia en la gran pantalla. Pero si se consigue de alguna forma traer un producto fresco, que no deje indiferente a nadie, se logra que el estreno en la gran pantalla sea la mejor forma de darnos a conocer. Eso debió pensar Robert Eggers en el que es su primer largometraje, y de cuyo guión se ha encargado también él, en una puesta en escena terrorífica a la par que sobrecogedora. Y no, no hablamos como decíamos al comienzo de sustos improvisados, si no del ambiente que se crea alrededor de la historia.

De este modo las imágenes captadas del bosque que se encuentra cerca de la casa de los protagonistas, no hacen más que evocar a un sentimiento de horror ante la imaginación de que algo tenebroso se oculta en su interior. Un sentimiento que por momentos recuerda a ese plano aéreo de esa larga carretera en mitad del bosque, que nos anticipaba que algo malo iba a ocurrir en un lugar muy aislado, en un clásico del género como era El Resplandor.

labruja-1

Quizá la cinta que nos propone Eggers no sea plato de gusto para todo tipo de público, ya que no estamos ante una cinta de terror convencional y comercial, si no frente a algo mucho más profundo. Una historia que avanza lenta hasta convertirse en una montaña rusa de emociones en su tramo final. Con avance lento no queremos decir que carezca de intensidad en sus primeros compases, solo hay que ver la escena del bebe al inicio de la cinta, de esas que ponen la piel de gallina a más de uno sin dar crédito de lo que se ve en pantalla. A esto se le suma un debate moral en el que la religión entra en juego, con una familia puramente creyente que dará a la trama un punto de vista diferente, enriqueciéndola con las creencias de los protagonistas y haciendo que con ellas conozcamos más sus personalidades.

Y es que el otro peso de esta historia es su reparto, debutante , y con gran acierto en todas las interpretaciones, destacando la actuación de Anya Taylor-Joy como Thomasin, así como del padre de familia Ralph Ineson, que a más de uno le sonará de la serie Juego de Tronos, cuya interpretación en la película es la mejor de todas, con permiso de la joven antes mencionada. A estos les acompañan una gran Kate Dickie que transmite su nerviosismo al espectador, junto a Harvey Scrimshaw, Lucas Dawson y Ellie Grainger como el resto de hijos de esta familia.

labruja-2

Pero sin duda el otro elemento que acompaña a la película para volverla terrorífica es su apartado audiovisual, sin grandes alardes en lo que se refiere a efectos especiales. Una imagen y fotografía oscura desde el minuto 1 en el que el enorme bosque se alza ante ellos, y que según avanza la trama va transformándose en mucho más tenebrosa. Por su parte la banda sonora se convierte un protagonista más del filme siendo un elemento fundamental, con melodías estridentes que nos mantienen en tensión en bastantes tramos de la cinta.

Por tanto estamos ante una de esas películas que todo amante del cine de terror debe ver, un debut de oro para una película que no trata de dar miedo, si no sobre el propio terror en sí. Una original historia que hará que volvamos a creer en las brujas y que las temamos, sin duda, más que nunca. Puntuación 4/5.

Marcar como favorito enlace permanente.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.